martes, 27 de septiembre de 2011

Cuestión de banca

Cuando empecé a jugar a poker, a principios del 2010, uno de los conceptos que más me llamó la atención fue la famosa “Gestión de banca”. El concepto es sencillo, su aplicación en el corto plazo es bastante dura y el cumplimiento a largo plazo, además de imprescindible, se convierte en algo innato.

Te cuentan que estás jugando con conceptos matemáticos, y creando situaciones en las que tu ventaja es algo relacionado con la probabilidad. A priori, es sencillo, si juego con la probabilidad estoy teniendo ventaja en el largo plazo y para llegar al largo plazo tengo que perdurar en el tiempo. Es decir, mi banca tiene que aguantar/soportar los caprichos de las matemáticas y la temida varianza.

Aquí añadiría otro concepto. Jugando a algo con ventaja matemática y con unos márgenes de beneficio pequeños, no parece lógico dedicarle una gran cantidad de dinero, porque en realidad todo pierde sentido. Me explico: ¿tiene sentido ingresar/invertir 3.000$ en algo que nos da un 3% de ROI al jugarnos 10 veces esa cantidad?  NO. Pero si que tiene sentido llegar a tener una banca de 3.000$ a partir de una inversión de 75$ que nos permite tener un 3% de ROI al jugarnos 30.000$ en 3.000 Sit and Go.

La verdadera ventaja es ser capaz de invertir (es decir jugarte) 30.000$ habiendo hecho un ingreso de 75$. A esa situación únicamente se llega respetando la banca, jugando a favor de las matemáticas y siendo extremadamente constante.

En mi caso, la inversión fue de 150$ y mi banca ahora mismo, multiplica por bastantes cifras esa cantidad. Mi ROI está en torno al 3%, y el rakeback está en torno al 15% de lo jugado.

Con estas cifras quiero decir que para obtener beneficio de una inversión de este tipo, es imprescindible construir el capital mediante la inversión. Parece una tontería o una obviedad, pero es un concepto fundamental. Os invito a que reflexionéis sobre esto.

En poker, la gestión de banca además de ofrecerte la posibilidad de conseguir buenos rendimientos con una inversión mínima, te hace mejorar como jugador constantemente y además te “obliga” a ir batiendo los niveles de una manera lógica. Estoy seguro de que si mi ingreso hubiera sido de 3000$ y hubiera empezado por los sits de 30$ no hubiera llegado donde he llegado.

La gestión de banca, además de permitirme tener este hobbie de una manera “barata”, me ha dado una visión de la economía y el ahorro muy válida para la vida cotidiana.

Así que… ¡Poner una gestión de banca en vuestra vida!